Una caldera vieja y mal mantenida corre el riesgo de sufrir fugas. Se trata de un problema que hay que solucionar de inmediato para evitar que empeore y seguir disfrutando de su funcionalidad. 

En efecto, si tienes en cuenta que las calderas son esenciales para calentar tu hogar, ya que tu sistema de calefacción depende precisamente de la presión del agua en la caldera, cuando ésta empieza a funcionar mal es una buena idea tomar de repente medidas correctivas comprendiendo la causa del problema o sustituirla por un modelo de última generación.

 

¿Por qué mi caldera pierde agua?

 

Para entender por qué nos enfrentamos a este inconveniente, hay que tener en cuenta que las causas de la fuga pueden ser varias.

Puede ocurrir que la caldera pierda agua incluso cuando está apagada. En este caso, hay que revisar cuidadosamente las juntas y los racores y asegurarse de que no hay ninguna rotura en la tubería.

Si observas una fuga de agua lenta pero constante en forma de goteo, es muy probable que el problema provenga de la tubería de desagüe o del grifo conectado. Entonces es necesario sustituirlos y evaluar también el estado de las juntas correspondientes.  

Si, por el contrario, la caldera pierde agua a chorros, entonces la fuga está relacionada con una presión excesivamente alta de la caldera. Cuando alcanza niveles excesivos, la válvula de seguridad se abre para permitir que el exceso de agua rebose. Es importante recordar que la presión de la caldera debe estar comprendida entre 1,2 y 1,5 bar: para controlarla, basta con observar los valores indicados por el manómetro

 

Que hacer si la caldera gotea

 

Si observa que la fuga se produce mientras utiliza agua caliente, significa que la presión es demasiado baja.

 

Como arreglar la caldera

 

En resumen, una caldera gotea:

  • porque su presión es demasiado baja y no permite un buen paso del agua;
  • porque su presión es demasiado alta y el grupo de seguridad cumple su función dejando pasar el exceso de agua para evitar daños en la instalación;
  • porque el vaso de expansión está vacío o funciona mal;
  • porque hay una avería presente en la instalación.

Entonces, ¿cómo arreglar el problema? El consejo es siempre consultar a un técnico especializado porqué hacerlo tú mismo puede empeorar la situación e incluso ser muy peligroso.

De hecho, el técnico puede optar por:

  • purgar los radiadores a través de la válvula de ventilación para que el circuito de calefacción pierda agua y presión indirectamente;
  • comprobar las tuberías y los accesorios sustituyendo la pieza defectuosa;
  • cambiar la válvula de seguridad o el regulador de presión;
  • utilizar la llave de llenado de la caldera para aumentar la presión;
  • apretar las conexiones sueltas. 

 

Soluciones para caldera que gotea

 

Mientras esperas la llegada del técnico cualificado, asegúrate de que la válvula de llenado está cerrada. También puedes purgar tu mismo un radiador para reducir la presión. En todos los casos, la ayuda profesional es esencial.

Siempre es aconsejable recurrir a las habilidades y experiencia de un técnico de calefacción para sustituir las piezas dañadas, sobre todo si el problema se debe a que el

depósito de expansión que ya no cumple su función. Además de solucionar el problema de la caldera con fugas, el técnico podrá comprobar los demás elementos del aparato y su presión. Si tu caldera tiene demasiados problemas, por ejemplo, podrá aconsejarte sobre la conveniencia de sustituirla y el modelo que mejor se adapte a tus necesidades. Podrà también ayudarte a instalar algunos dispositivos inteligentes como un termostato inalámbrico o un módulo caldera. Tenga en cuenta que en el caso de comprar una caldera nueva existen muchas ayudas financieras.

De todos modos, para evitar este tipo de problemas, siempre es aconsejable realizar una revisión anual de la caldera de gas o de la caldera de condensación doméstica (obligatoria cada dos años), ya que así se evitan fugas y otros problemas. Durante su inspección, un técnico de calefacción profesional puede diagnosticar si un mecanismo está averiado o desgastado, revisándolo si es necesario. 

El mantenimiento rutinario anual y las revisiones periódicas garantizan el buen funcionamiento de la caldera, protegiendo su seguridad. Cuanto mayor sea la eficiencia de la caldera a la hora de convertir el combustible en calor, menos gas consumirá para calentar la misma cantidad de agua y mayor será el ahorro económico en su factura.

Autres articles

Cómo cambiar el termostato

16 abril 2024

Cómo programar el termostato

6 abril 2024

¿Qué causa el moho en el hogar?

6 marzo 2024
termostato intelligente wifi

Smart Thermostat

155,00 €

Remplacez votre thermostat traditionnel par notre thermostat intelligent sans fil doté de fonctionnalités avancées pour régler facilement la température de votre maison et mesurer avec précision la température, le taux d'humidité et la qualité de l'air dans votre maison.

ACHETER

Smart Valve

95,00 €

Contrôlez la température de chaque pièce. Nos vannes thermostatiques sans fil sont compatibles avec toutes les marques de radiateurs et les principaux fabricants de vannes hydraulique.

ACHETER

Connection Unit & Repeater

125,00 €

Maison à plusieurs étages ou très grande ? Ajoutez une Connection Unit à utiliser en mode Repeater pour étendre le signal à toutes les pièces et assurer une bonne communication avec les autres appareils de votre installation de chauffage sans fil IRSAP NOW.

ACHETER